Gastronomia Peruana Historia del Pollo a la Brasa

Los orígenes de la receta de este plato se señalan en el distrito de Chaclacayo en la ciudad de Lima durante los años 1950  El origen del plato se atribuye a Roger Schuler, un ciudadano suizo, quien ideó la particular cocción del pollo observando la preparación que realizaba su cocinera, y progresivamente, junto a ella y otro socio, Franz Ulrich, tecnificó la producción y creó el restaurante La Granja Azul. La fecha oficial de creación del mencionado restaurante, una fecha referencial de lanzamiento del plato, fue el 19 de diciembre de 1949.

 

Originalmente su consumo se centralizaba en las clases altas (desde las décadas de 1950 hasta 1970 aproximadamente) pero paulatinamente se fue masificando. La versión original consistía en el pollo (cocido en las brasas de carbón y marinado solo con sal) servido con papas fritas y degustado directamente con las manos, sin cubiertos. Su popularidad se habría incrementado a partir de los años 1970

El año 1957 abrió sus puertas otro restaurante emblemático de esta comida: «El Rancho», ubicado en la cuadra 26 de la Avenida Benavides, del distrito de Miraflores. Este local se volvió emblemático en la ciudad debido a su atmósfera rural, que permitía a los pobladores de la ciudad evitar el desplazamiento hasta Chaclacayo, además de contar con elementos lúdicos como un tren en miniatura y una mini ciudad habitada por íconos infantiles; el local fue cerrado y demolido en el 2008 debido a la baja en ventas que lo venía afectando en los últimos años.

 

En 1966, en el distrito limeño de Pueblo Libre, inició sus actividades el restaurante «La Caravana», otro local tradicional hasta el día de hoy. En esa misma década ingresaron al naciente mercado del pollo a la brasa otros locales en la zona centro de Lima, como fueron el «Kikiriki» en la avenida Abancay y “El Sótano” en la avenida Grau.

En la actualidad existen cadenas orientadas a un público exclusivo y otras que se dirigen a las clases populares; el plato suele ser el mismo con muy ligeras diferencias, la diferencia está en las facilidades y la estética de sus locales.

Respecto a los creadores, Roger Schuler se dedicó al negocio de los restaurantes y Franz Ulrich se dedicó a la fabricación de hornos para la cocción del pollo. El horno donde se prepara el “pollo a la brasa” ha evolucionado considerablemente a partir de la adaptación hecha por Ulrich, en la actualidad existen hornos que funcionan a leña, a carbón y a gas y el mayor fabricante es Heriberto Ruiz, quien trabajó junto a Franz Ulrich y se independizó el año 1965 para dar lugar a su propia empresa.

 

La  cocción del pollo en el horno sigue los mismos principios de rotación y traslación de nuestro sistema planetario solar… Ese sincronizado sistema de engranajes, varillas (spiedo), espirales y ejes movidos por un motor, que al girar acercan a los pollos al calor de las brasas, cocinándolos de manera pareja.

Según señala una historia “un letrero en plena carretera central de los años 50 decía ‘Coma todo el pollo a la brasa que quiera por 5 soles’”. Esta era una de las estrategias de marketing que utilizó el restaurante, la cual lo hizo popular entre las clases altas de Lima, donde la “aristocracia se permitía comer con las manos”.

El sabor que tiene el pollo a la brasa, se debe a la madera no tiene muchos condimentos, hay locales que solo colocan sal y luego el horno hace su trabajo y como también hay variedades de platos, juntan el pollo a la brasa con un buen plato de arroz chaufa, con huevos, bicteck y platano frito y se crea un “pollo a la pobre”, un pollo con un tallarines rojos o verdes, tremendas combinaciones!

 

Feliz Día del pollo a la brasa! Si estás leyendo el día su celebración celebra el día del pollo  con tu familia, si es otro día no hay excusa de disfrutar un buen pollo a la brasa!

 

None found.

Tags: , , , ,

Author:Luis Gonzales

Emprendedor en Internet y Marketing Multinivel, Amante de la Gastronomia peruana, Blogger por vocación, gusta de la tecnología

facebook comments:

  • http://www.quesoheladotradicion.com/ Alejandro

    Buenoooo…. como la mayoría de comidas peruanas suelo  degustarlas sin saber siquiera un poco de su historia, supongo que ya tengo tema de conversación para los amigos  haha. Riquísimo pollito a la brasa.

¿Mas Artículos?, Mira Aquiclose